Silla 42

19 octubre, 2019 § Deja un comentario


… La banca y la manicure…

En varios tiempos

Pintarse las uñas es un arte. Unas uñas bien pintadas requieren minucia y pulso firme. Por esta razón la presencia de la mujer en una de las tantas rutas de bus, en acción de pintarse las uñas me puso sobre aviso. La pose de la mujer plegada sobre ella como si quisiera aprovechar un momento propicio, que no va a regresar, llamó mi atención y fui a ocupar la banca paralela a la suya. Por supuesto no vi lo que hacía hasta llegar a su lado. La mujer, con ropa deportiva pegada al cuerpo y tenis fluorescentes, iba concentrada en sus manos, tenía un pincel con tapa de esmalte para pintar uñas en una mano y un frasco de esmalte rojo entre los muslos apretados. Apenas llegué a su lado el bus arrancó de nuevo, ella dejó de aplicar esmalte y quedó suspendida en la acción. Cuando el bus se detuvo por culpa del tráfico, aprovechó y con precisión aplicó dos pasadas en una uña, lo iba repetir en la del corazón pero el bus se puso en movimiento, frenó, arrancó, esquivó un desnivel, disminuyó la velocidad y ella se vio obligada a interrumpir de nuevo su manicura. Tomarle una fotografía, se convirtió en obligación. Lo que sucedió de ese momento en adelante fue así: ella esperó cada ocasión para aplicar esmalte y yo esperé cada ocasión para hacer, con mi celular, al calculo, sin mirar en la pantalla para no delatarme, una fotografía. Fallé más veces de las que acerté. Las fallé todas. Unas porque solo veía partes de su cuerpo, muslos o camiseta; otras, porque, ella, más hábil que yo en eso de aprovechar los espacios de quietud, pintó sus diez uñas, alcanzó a soplarlas para que secaran rápido y llegó a su destino antes que yo pudiera hacer mi fotografía. Me quedé con el celular preparado en el ángulo ideal para lograr la imagen del momento exacto en que ella aplicaría el esmalte. Pero ella desapareció en una de tantas paradas y no logré tomar la foto. La banca del bus desierta es el testimonio único de esta historia. Tendrán que creerme…

Hechos…

… En 1958 el diseñador danés Arne Jacobsen creó la silla Egg llamada así por la forma de huevo que incluye asiento, brazos y respaldo en una sola pieza…

Museo Maja de Jericó / Exposiciones abiertas hasta el 25 / 11 / 2019

¿Dónde estoy?

Actualmente estás explorando las entradas etiquetadas con Manicure en .